Just another WordPress.com site

Miguel de Unamuno fue uno de los principales autores de la generación del 98. Nació en Bilbao en 1864 y murió en Salamanca 72 años más tarde, lugar donde ejerció como rector universitario.

Unamuno, en sus obras, refleja su preocupación por los problemas de la España de la época, así como el discurrir del tiempo y el sentido de la vida. Otra de las características de las novelas de Unamuno es que están narradas en primera persona, ya que es él el protagonista y en ellas narra sus propios problemas. Su principal obra, “Niebla”, es una novela que debido a su falta de orden y a su quizás  excesiva atención a los diálogos recibe el nombre de Nivola. En ésta en concreto el personaje decide no suicidarse sin el consentimiento previo del autor, el cual agobiado por el tema de la vida y la muerte decide matarlo él mismo.

La personalidad de Miguel de Unamuno queda claramente reflejada en sus obras y ejemplo de ello es que en su mayoría se plantean problemas existenciales que atormentaban a Unamuno. En lo que a política se refiere, Unamuno no tenía un pensamiento definido, puesto que cambiaba de ideología con cierta facilidad.

De algún modo si podemos decir que Unamuno era un filósofo en toda regla, debido a que no paraba de plantearse preguntas sobre todo lo que le rodeaba, que por un lado lo convertían en una persona muy indecisa, pero por otro en todo un genio de la literatura.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Nube de etiquetas

A %d blogueros les gusta esto: